18 may. 2012

20 de mayo: Ascensión del Señor - Reflexión


Este domingo celebramos una fiesta trasladada. Antes era uno de los "tres jueves que brillan más que el sol: Jueves Santo, Corpus Cristhi y el día de la Ascensión". 

 Esto indica el poco protagonismo e influencia de los cristianos en la vida pública al perder nuestras solemnidades. Y precisamente, porque Cristo resucitado retorna al seno del Padre Dios y se "sienta a su derecha" podemos vivir con esperanza fiable: el mismo que a tantos curó, llamó y escuchó, pidió y consoló sigue intercediendo por todos nosotros, los que libremente aceptamos unirse a Él, cabeza que no se desentiende para siempre de su cuerpo, pues rotas las limitaciones del tiempo y del espacio, se hace presente y está entre aquellos que nos unimos en su presencia y puede estar en todos los sagrarios del mundo.


Ninguna iglesia está vacía, está el Señor del cielo y de la tierra. Lo que puede pasar es que esté sin gente y abandonado. Nuestra esperanza es su Amor que tiene nombre de persona: Jesús,  el Amigo que no falla y pedimos que derrame sobre nosotros su Espíritu Santo para dar testimonio de la alegría de creer, pues nos sentimos sus instrumentos, trabajadores de su viña.
Jube 


No hay comentarios:

Publicar un comentario

Si quieres comentar no tengas inconveniente. Solo te ruego que seas educado y no uses nunca palabras soeces ni injuriosas. En caso contrario tendría que anularlo a continuación. Muy agradecido.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...